La Inmatriculación de bienes de la Iglesia

¿Qué es una inmatriculación?.

Es la inscripción en el Registro de la Propiedad por primera vez, de un inmueble que anteriormente no hubiese estado nunca inscrito en el Registro.  Es el acceso por primera vez al Registro de la Propiedad de una finca anteriormente no inscrita. Cuando una finca, rústica o urbana, accede por primera vez al Registro sin haber estado nunca inscrita a favor de nadie, se dice que la finca se ha inmatriculado.

En consecuencia, la inmatriculación de bienes de la Iglesia, consiste en inscribir por primera vez en el Registro de la Propiedad bienes de la Iglesia que nunca antes hubiesen estado inscritos.

La regulación legal de esta figura se contiene en los artículos 206 y 207 dela Ley Hipotecaria, de fecha  8 de febrero de 1.946, y303 a 307 del Reglamento Hipotecario.

El art. 206 dela L.H., el básico en este tema dice así: “El Estado,la Provincia, el Municipio y las Corporaciones de Derecho público o servicios organizados que forman parte de la estructura política de aquél y las dela Iglesia Católica, cuando carezcan de título escrito de dominio, podrán inscribir el de los bienes inmuebles que les pertenezcan mediante la oportuna certificación librada por el funcionario a cuyo cargo esté la administración de los mismos, en la que se expresará el título de adquisición o el modo en que fueron adquiridos…..”.

El procedimiento no es exclusivo de la Iglesia, sino que pueden acogerse al mismo el Estado, Provincia, Municipio y Corporaciones de Derecho público. Vamos a obviar todo  lo referente a estas instituciones y nos centraremos exclusivamente en la Iglesia, que es el objeto de la exposición.

El procedimiento de inmatriculación sería, en esencia y simplificando la cuestión, el siguiente: El órgano eclesiástico competente expide una certificación, cumpliendo los requisitos formales y materiales exigidos (a que me referiré mas adelante), en la que se solicita la inmatriculación del bien o bienes de que se trate, en el Registro dela Propiedad competente a la situación de los mismos. Una vez calificada por el Registrador y si se cumplen todos los requisitos, la finca o fincas se inscribirán a favor dela Iglesia en le Registro dela Propiedad.

 ¿Quién es el órgano competente de la Iglesia para expedir la aludida certificación?.

La certificación tiene que ser expedida por quién tenga a su cargo la Administración de los bienes. En el caso dela Iglesia la certificación tiene que ser expedida por el Diocesano del territorio donde se encuentren los bienes. Como tiene que ser la persona que tenga a su cargo la administración de los bienes, este procedimiento no puede aplicarse a aquellos bienes que no estén bajo administración del Diocesano, como por ejemplo los bienes de Órdenes o Congregaciones Religiosas, para los que no es de aplicación este medio de inmatriculación, como tampoco para aquellos bienes que sean propiedad de personas eclesiásticas que no dependan del Administrador Diocesano, sino directamente dela Santa Sede.

Continúa en el siguiente post, requisitos inmatriculaciones